En el breakdown está la verdad…

No hay caso y la verdad es que por más que se le busque la vuelta a través de horas de video, lectura de textos y opniones de expertos, el Rugby Championship, el SuperRugby y algunos escasos partidos de la Heineken Cup dan la pauta de que la auténtica diferencia grupal, organizativa y de coordinación en pos de la recuperación o conservación de la pelota durante un partido es lo que ocurre en el zona del breakdown.

Y el breakdown tiene que ver no sólo con la organización mecánica -entendiendo mecánica como movimiento-, sino con la actitud mental hacia el entendimiento del juego y la resolución de la situación. Si hay que participar o no, cuándo y dónde y las posibilidades de mantener u obtener la pelota.

Ahí está la clave. Leer el juego para resolver la situación del breakdown.  

Resolver adecuadamente y lo que ocurra inmediatamente a posterior de él decide muchas veces no sólo la resolución de la jugada de manera favorable, sino que decide partidos.

Jugar con los ojos abiertos, prestando atención a lo que hay enfrente no sólo para atacar sino para defender y desde ahí contraatacar es, en buena medida, el punto neurálgico de un partido de rugby.

Por supuesto que la obtención de las pelotas propias de las formaciones fijas es básico, tanto como su correcta utilización, pero ante la enorme cantidad de posibilidades de relanzar el juego y por ello, de recuperar la pelota desde formaciones móviles es que toma protagonismo la situación a la que hacemos mención en este post.

Y agregamos algo: no sólo pescar la pelota es clave, sino cuándo hay que hacer un contraruck, resulta vital. Y también, no ser penalizados. 

El rugby argentino en general tiene un deuda importante en esta faceta. Cuando Los Pumas/ PampasXV/ Pumitas logren resolver el breakdown favorablemente y reducir la cantidad de penalizaciones, serán equipos mucho más peligrosos. 

¿Están de acuerdo? Escuchamos sus sugerencias y comentarios al respecto.

Acompañamos un video que tal vez ayude a poner más claridad sobre el texto.

Eugenio Astesiano 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s